La actriz reveló que la película de Marvel se construye en torno a “mujeres ayudando a mujeres”. 

Luego de una década, donde vimos por primera vez a Scarlett Johansson encarnando a Black Widow en Iron Man 2, por fin el personaje tendrá su tan esperada película en solitario. Una cinta de Marvel que se va a estrenar rodeada de un clima feminista hollywoodiense que, según cuenta la propia actriz, no se ha querido ignorar.  

Durante una entrevista, Scarlett Johansson hace referencia al gran trabajo en equipo que realiza con Florence Pugh y cómo fue para ella pasarle el testigo a esta nueva heroína. «Creo que esta película en particular refleja en gran medida lo que está sucediendo con respecto al movimiento Time’s Up y el movimiento #MeToo«, dice. «Sería un gran error si no tocábamos esas cosas, si esta película no lo hiciera de frente. Creo que, particularmente para Cate, fue muy importante hacer una película sobre mujeres que están ayudando a otras mujeres, que sacan a otras mujeres de una situación muy difícil. Alguien me preguntó si Natasha era feminista. Por supuesto que lo es, es obvio. Es una pregunta un poco estúpida«, asegura Johansson hablando sobre su personaje, una luchadora que no siempre ha sido tratada bajo este prisma en el Universo Cinematográfico Marvel. 

El 5 de noviembre llegaría a los cines Black Widow, si no hay más cambios por delante. Esta película pretende jubilar al personaje de Scarlett Johansson y abrir las puertas de la gran pantalla del UMC a Florence Pugh. «Kevin Feige se dio cuenta de que los espectadores esperarían una historia de origen así que, por supuesto, fuimos en la dirección contraria. Y no sabíamos lo genial que iba a estar Florence Pugh. Sabíamos que estaría genial, pero no sabíamos cómo de genial. Scarlett es tan cortés, dice: ‘Oh, le cedo el testigo’. Así que va a impulsar otra historia femenina«, aseguró en su día Cate Shortland, subrayando que la intención es ampliar el repertorio femenino de estas películas comiqueras. 

Desde Facebook
- publicidad -