La actriz, cantante e icono de la Nouvelle vague murió en Paris a sus 79 años a consecuencia de un cáncer.

Hanne Karin Blarke Bayer, más conocida como Anna Karina, había nacido en Copenhague el 22 de septiembre de 1940, rodó siete películas con Jean Luc Godard, de quien fue pareja en los años 60 y también tuvo una carrera de cantante, en particular junto a Serge Gainsbourg.

El ministro de Cultura, Franck Riester, se manifestó hoy por la perdida escribiendo: “El cine ha perdido a una de sus leyendas”.

El rostro pálido de Karina protagonizó el cartel del Festival de Cannes en su edición de 2018, en una foto tomada en 1965 durante el rodaje de “Pierrot le fou”, de Godard.

A sus 17 años, Anna posó como modelo para anuncios de publicidad y fue ahí donde conoció a la diseñadora Coco Chanel, quien le aconsejó que adoptara el nombre de Ana Karina. En ese ambiente conoció a Godard, quien se fijó en ella y le propuso un papel en A bout de souffle, pero no lo aceptó.

Posteriormente la contactó para que protagonizara Petit solda, una película sobre la guerra de Argelia que no vio la luz a causa de la censura gaullista.

Pero en el rodaje nació su historia de amor, que acabó en boda en 1961 y en siete filmes juntos, entre ellos Une femme est une femme, que le valió el premio a la mejor interpretación en el Festival de Berlín de 1962, pero también Vivre sa vie y Pierrot le fou.

Su romance con Godard, según confesó ella misma, le llevó a no trabajar con los otros grandes de la “nouvelle vague”, Claude Chabrol o François Truffaut, pero sí lo hizo con Cukor, Visconti, Fassbinder o Benoît Jacquot.

Aunque su carrera de actriz se detuvo en los últimos años, la de cantante continuó casi hasta que la enfermedad le impidió seguir trabajando. Su último disco, Je suis une aventurière fue publicado el año pasado.


Desde Facebook
- publicidad -