Después del éxito en la gran pantalla para la saga protagonizada por Jennifer Lawrence, Lionsgate estaría muy interesada en producir esta historia que llegaría a las librerías en mayo

A razón de más de 700 millones de dólares por película, la saga de Los juegos del hambre quedó al borde de juntar 3.000 millones en la taquilla a nivel mundial. Fueron cuatro las películas protagonizadas por Jennifer Lawrence (la tercera parte de la trilogía fue dividida en dos), que hicieron que entre Lionsgate y la autora de los libros, Suzanne Collins, hicieran muy buenas migas.

Ahora, mientras la escritora termina lo que será una precuela de la saga, ambientada 64 años antes de los hechos de la historia original, el presidente de la distribuidora se relame pensando en un nuevo éxito en la pantalla grande. “Estamos orgullosos de ser la casa de las películas de Los juegos del hambre y estamos ansiosos por el próximo libro de Suzanne. Nos comunicamos con ella durante el proceso de escritura y esperamos poder trabajar juntos en el film”, aseguró Joe Drake, presidente de Lionsgate.

Por su parte, Collins explicó que en esta precuela ambientada durante los décimos juegos del hambre “quise explorar el estado de naturaleza, quiénes somos y cómo lo percibimos son cuestiones requeridas para sobrevivir. El período de reconstrucción diez años después de la guerra conocida como ‘Los Días Oscuros’ -mientras Panem lucha para volver a ponerse en pie- son tierra fértil para que los personajes luchen con esas dudas y definan cómo ven a la humanidad”.

Aún sin fecha de producción y mucho menos de estreno, la novela será publicada el 19 de mayo del próximo año. A partir de ahí, será cuestión de tiempo para que Lionsgate de luz verde a una nueva cinta de Los juegos del hambre.

Desde Facebook
- publicidad -
Compartir
Artículo anteriorCómo será la nueva “Gladiador”
Artículo siguienteEl estreno de Monzón fue un éxito en Argentina
Convencido de que quería ser periodista desde que tengo 15 años, me vine a La Plata desde Bahía Blanca donde terminé de curtir mis gustos. Con la cara de piedra como bandera y la manija como cualidad característica, estoy encantando de poder hacer esto que me apasiona. Me gusta más el Jim Carrey dramático y para mí es una obligación que hayan visto Perros de la Calle y Pulp Fiction.