La actriz del momento, Jennifer Lawrence y la actriz más valorada de los primeros años 90, Jodie Foster, serán las encargadas de dar el premio Oscar a mejor actriz en esta edición que se celebrará el domingo en Los Angeles, según informa en exclusiva la revista Variety.

El inicialmente previsto Casey Affleck decidió bajarse del tren de entrega del galardón, debido a su implicación en dos escándalos de acoso sexual en los que el hermano pequeño de Ben se vió involucrado mientras filmaba la película I´m still here junto a su entonces cuñado Joaquin Phoenix.

Mientras los movimientos Me too Time´s up continúan recaudando millones y millones de dólares y tapando hipocresías e hipocresías por Hollywood, la Academia de las Artes y las Ciencias demuestra que apoya el feminismo, al menos de cara a la galería, con Lawrence y Foster entregando el premio a mejor actriz y Jane Fonda y Helen Mirren haciendo lo propio con el de mejor actor.

 

Desde Facebook
- publicidad -