En su cumpleaños número 38 hacemos un repaso por sus mejores interpretaciones.

1- INTERSTELLAR (2014)

La película de ciencia ficción de Christopher Nolan está protagonizada por Matthew McConaughey y Anne Hathaway, con la presencia de Jessica Chastain, Michael Cain y Matt Damon. La historia está contextualizada a mediados del siglo XXI, con un panorama desolador para la supervivencia humana; hasta que Cooper (Matthew McConaughey) descubre una base secreta de la NASA donde se preparan para una misión en el espacio en busca de un nuevo lugar para vivir. Cooper se integra al proyecto, dejando atrás a su hijo y a su hija y embarca en la nave con Amelia (Anne Hathaway) y otros integrantes. La misión dura muchos años de la tierra en los que los hijos de Cooper crecieron y se convirtieron en adultos. La película se enfoca, principalmente, en la relación padre-hija de Cooper y Murph (Jessica Chastain es la Murph adulta); es un viaje alrededor de la galaxia en busca de una nueva posibilidad vida para el resto de la humanidad en el que Cooper y Amelia se convierten en el pilar de apoyo del otros porque se encuentran solos frente a esa inmensidad y soledad. El film obtuvo varias nominaciones al Óscar en las categorías más técnicas de la premiación y Anne Hathaway dió una interpretación muy recordada y alabada por los fans del cine de Nolan y de la película.

2- LES MISÉRABLES (2012)

El musical dramático de Tom Hopper es una adaptación del musical de Les Misérables, obra de 1862 de Victor Hugo. Con Hugh Jackman y Anne Hathaway a la cabeza, el film cuenta con las estelares interpretaciones de Russell Crowe, Amanda Seyfried y Eddie Redmayne. La historia se contextualiza en el siglo XIX en Francia. El expresidiario Jean Valjean (Hugh Jackman) es perseguido durante décadas por el despiadado policía Javert (Russell Crowe).  Valjean se convierte en propietario de una fábrica y en alcalde de la ciudad. Fantine (Anne Hathaway) es una trabajadora de la fábrica que es despedida cuando descubren que le envía dinero a su hija, Cosette. A raíz de esto, Fantine vende su cabello y sus dientes, llegando a ser prostituta, para seguir enviándole dinero a su hija que está en custodia con los inescrupulosos Thénardiers (Helena Bonham Carter y Sacha Baron Cohen). Entre varias idas y vueltas, cuando Valjean decide hacerse cargo de Cosette, sus vidas cambian para siempre. 

Este musical con una historia vertiginosa y emocionante trata varios temas y arrasó en la temporada de premios, otorgándole a Anne Hathaway su primer (y, por ahora, único) Óscar como Mejor Actriz de Reparto

3- THE DARK KNIGHT RISES (2012)

La primera película en la que Nolan y Hathaway trabajaron juntos. La tercera de la trilogía de Batman con el grandioso Christian Bale es una de las más aclamadas del cine de Nolan. La historia transcurre 8 años después de la segunda película y se ejecuta con un sinfín de escenas de acción. Anne Hathaway interpreta a Catwoman, un rol que la hace hipnótica cada vez que aparece en pantalla.

4- ALICE IN WONDERLAND (2010)

La película con la impronta de Tim Burton es la adaptación de Disney de Alicia en el país de las maravillas y cuenta con Mia Wasikowska como Alicia, Johnny Depp como El sombrerero loco, Helena Bonham Carter como la Reina Roja y Anne Hathaway como la Reina Blanca. La mítica historia con una mirada sombría destacó en el momento de su estreno y generó tanto revuelo que se adaptó cinematográficamente A través del espejo y lo que Alicia encontró allí (de Lewis Carroll, claramente) que se estrenó en 2016, contando con el mismo elenco. Tanto Anne Hathaway como Helena Bonham Carter demostraron, una vez más, su gran versatilidad al llevar a cabo a estas reinas hermanas.

5- RACHEL GETTING MARRIED (2008)

Es una película dramática dirigida por Jonathan Demme y le otorgó a Anne Hathaway diferentes nominaciones en los Premios Óscar, Globo de Oro y en los Premios del Sindicato de Actores como “Mejor Actriz”. La historia va sobre el casamiento de Rachel (Rosemarie DeWitt) y el regreso de Kym (Anne Hathaway) a su casa para la boda de su hermana y trata de limar ciertas asperezas del pasado pero el fin de semana no salió como esperaba porque salieron a relucir algunas tensiones que se fueron acumulando con el paso de los años. Con un personaje complejo por todo lo que acarrea, Anne Hathaway logra una interpretación eximia, con una gran facilidad para llevar a cabo un dinamismo dramático excelente.

6- THE DEVIL WEARS PRADA (2006)

Es una comedia dramática dirigida por David Frankel con la gran Meryl Streep, Anne Hathaway, Emily Blunt y Stanley Tucci. Andy (Anne Hathaway) es una aspirante a periodista que llega a la revista de moda Runway, manejada por la temida Miranda Priestly (Meryl Streep). Conoce a Emily (Emily Blunt), la secretaria de Miranda con quien compartirá su puesto de trabajo. La gran diferencia de ambas es la forma de mostrarse al mundo que tienen: Emily es una joven fina, elegante, fría y con una manera de vestirse acorde a la revista en la que trabaja; mientras que Andy es una joven simpática pero torpe con nulos conocimientos de moda y con falta de estilo.

A medida que transcurre la película, Andy se adentra en el mundo de la moda, demostrando su eficacia y comienza una competencia con Emily para ver quién es mejor para complacer los caprichos de Miranda. Un film cómico y ligero muy consagrado y que logró una gran cantidad de fans.

Mención especial: 

THE PRINCESS DIARIES

La mítica película de Disney cuenta con dos películas, la primera estrenada en 2001 y la segunda en 2004 con el protagonismo de Anne Hathaway y Julie Andrews. Es la historia de una muchacha, Mia Thermopolis (Anne Hathaway) que se entera que es la princesa de Genovia, heredera del reino.

La primera película sucede en San Francisco y con Mia como adolescente; cuenta la historia del momento en que se entera de que es la heredera al trono de Genovia y cómo esa noticia modifica su vida. Mia es una adolescente que sufre de hablar en público y se siente mejor viviendo con la invisibilidad que carga, tiene una mejor amiga Lilly (Heather Matarazzo) y vive con su madre. Su vida cambia cuando llega su abuela, de parte del padre a quien no conoce. Clarisse (Julie Andrews), la abuela, es la reina de Genovia y viene a informarle a Mia que ella es la heredera del trono y que debe comenzar con sus clases para convertirse en miembro de la realeza. El film navega en la relación entre ellas, cómo se afianza y cómo Mia trata de adentrarse a ese mundo; mientras decide si realmente quiere formar parte de la realeza y convertirse, en un futuro, en la Reina.

La segunda película sigue a Mia ya graduada de la universidad y se sitúa en Genovia. En esta segunda parte, la historia tiene a una Mia adulta, decidida y responsable que vuelve a Genovia para aprender de su pueblo y de su abuela para convertirse en Reina. Sin embargo, la torpeza que caracteriza a Mia la lleva a vivir momentos graciosos y algunos de ellos son cuestionados por el mundo real de Genovia. 

El conflicto que surge en la historia es que Mia no puede gobernar si no está casada; entonces, a raíz de esto, la película trata no sólo la adaptación de Mía en el castillo de Genovia y su relación afianzada con Clarisse sino que trata la búsqueda de un marido con el que pueda convencer al Parlamento de que es “digna” de gobernar. Bajo esta idea, se enfrenta a Lord Nicholas (Chris Pine), un joven apuesto que quiere ser el Rey de Genovia si Mia no logra casarse antes de que se cumpla el tiempo estipulado.

Estas 2 películas son de las más consagradas del mundo de Disney y fueron vistas por un montón de niñas que crecieron a la par de esta historia. 

¿Cuál agregarían, cinéfilos?

Desde Facebook
- publicidad -